Cruceros a Basseterre, San Cristóbal y Nieves

Campo a través en Land Rover

Caribelle Batik en Romney Manor

Tirolina por el bosque

Busca tus cruceros por el Caribe y las Antillas

Basseterre

Belleza montañaso y coloridos batiks

Tu crucero MSC por el Caribe y las Antillas a San Cristóbal y Nieves te permitirá descubrir las islas volcánicas hermanas del Caribe, que desde hace 200 años son un destino de lujo y que durante los siglos XIX y XX sirvieron como refugio a la nobleza europea. 


Basseterre, fundada por los franceses en 1625, se convirtió en la capital de San Cristóbal en 1727, cuando los ingleses se hicieron con la isla, permaneciendo bajo dominio británico hasta que las islas declararon su independencia en 1983. A lo largo de su dilatada historia, Basseterre se ha visto afectada por numerosos conflictos y desastres naturales; de ahí que la mayoría de sus edificios daten de finales del siglo XIX. 


Las dos catedrales de la ciudad, la iglesia anglicana de St. George y la catedral católica de la Inmaculada Concepción, harán las delicias de los amantes de la historia y la arquitectura. En South Square Street, visita Georgian House, uno de los ejemplos mejor conservados de la arquitectura local del siglo XVIII. 


Fuera de Basseterre, una de nuestras excursiones te permitirá hacer un recorrido panorámico por la península del sudeste antes de vivir una aventura en kayak. Detente en Timothy Hill y disfruta de una espectacular vista de 360 grados sobre el Atlántico y el Caribe, el uno junto al otro. Y es que ambas masas de agua, cada una de ellas con su propio aspecto, están separadas únicamente por una estrecha franja de tierra. 


Si lo que buscas es adrenalina, podrás hacer una excursión campo a través por el interior de San Cristóbal en un Land Rover 4x4 especialmente modificado para explorar la frondosa selva y divisar a los tímidos monos verdes y a otras especies tropicales de flora y fauna. Desde una propiedad privada situada en la cima de la montaña, a 300 metros de altura sobre el nivel del mar, podrás disfrutar de unas magníficas vistas de la selva, la costa, Basseterre y la vecina isla de Nieves. Continúa el viaje por las montañas hasta el lado opuesto de la isla para descubrir pueblos tranquilos y experimentar la vida de campo. 


Aprende sobre prendas de vestir artísticas en Romney Manor, sede de Caribelle Batik, famosa en todo el mundo. Visita la sala de exposiciones, en la que afamados artistas presentan el proceso de teñido y encerado del batik. La finca de Romney Manor comprende tres hectáreas de ruinas históricas, antiguas pinturas sobre roca de los indios caribes, y un hermoso jardín botánico. 


Si quieres disfrutar de una excursión sin igual, reserva un recorrido por tierra y mar que combina tren y catamarán. En el primer tramo del viaje, podrás contemplar el paisaje de San Cristóbal en un tren de vía estrecha, seguido de un crucero en catamarán. Antes de empezar a emplearse para enseñar la isla a los visitantes en 2003, el ferrocarril turístico de San Cristóbal se utilizó durante casi 100 años para transportar la caña de azúcar desde los campos hasta el molino de Basseterre. Al final del recorrido, te subirás a bordo de un catamarán para surcar la escarpada costa occidental de la isla y contemplar sus hermosas vistas. 


También podrás volar por encima de la selva a una altura de 25 pisos en una espectacular tirolina compuesta por una red de 5 cables en la histórica Wingfield Estate. Disfrutarás de unas magníficas vistas panorámicas a la Fortaleza Nacional de Brimstone Hill (Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO), el Old Road Village, las antiguas plantaciones de azúcar, el Mar Caribe y el Monte Liamuiga, cuyo cráter constituye el punto más alto de San Cristóbal.

Qué ver en Basseterre

Descubre nuestras excursiones

    San Cristóbal y Nieves

    El antiguo destino preferido por la aristocracia
    El antiguo destino preferido por la aristocracia

    Un crucero por San Cristóbal y Nieves te descubrirá dos islas del Caribe dedicadas al turismo de élite desde hace al menos doscientos años; fueron el destino de la nobleza europea durante los siglos XIX y XX.

    En San Cristóbal, las playas de la costa nororiental son de arena volcánica negra, mientras que en Dieppe Bay puedes sumergirte en sus tranquilas aguas, protegidas por una gran barrera coralina, mientras que, si lo que quieres es experimentar la emoción de las olas del Atlántico, protegido también por la barrera, te recomendamos Half Moon Bay.

    Desde el pueblo de Sandy Point, en la costa noroccidental, subiendo por la ladera de un antiguo volcán, se accede al Parque Natural de la Fortaleza de Brimstone Hill. Desde este lugar Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO podrás disfrutar de unas magníficas vistas hasta las islas de San Martín y San Bartolomé.
    Al mismo tiempo puedes admirar el trabajo y la tenacidad de los ingleses que, entre los siglos XVIII y XIX, construyeron esta fortaleza poligonal conocida en la época como una de las Gibraltares de las Indias Occidentales (la otra era la fortificación de Les Saintes, Guadalupe).

    En Nieves te recomendamos una excursión a la Nisbet Plantation, una antigua finca transformada en hotel con una magnífica playa de palmeras enanas. O regálate un baño en el Bath House Hotel, lo que queda de las imponentes termas que en el siglo XVII ofrecían sus servicios a las familias nobles del Viejo Continente.