UN CONTINENTE ENTERO QUE DESCUBRIR EN AUSTRALIA Y NUEVA ZELANDA
 
Con MSC World Cruise podrás vivir toda una aventura en las tierras salvajes de pájaros kiwis y canguros, disfrutando de ambientes naturales únicos en el mundo

Inicia tu viaje a Oceanía en la Bahía de Islas, la región más septentrional de Nueva Zelanda y primer asentamiento maorí.
 
Aquí podrás entrar en el bosque Waipoua y contemplar Tane Mahuta (“Señor del bosque”), un árbol de 3.000 años que es también el segundo más grande del mundo.
 
No deberías perder la oportunidad de visitar la Reserva Nacional Waitangi, donde podrás caminar por los manglares y descubrir impresionantes cascadas y aldeas escondidas.
 
Después, mientras navegamos desde el Pacífico hacia el Mar de Tasmania, podrás conocer Auckland, la Ciudad de las Velas. No podrás perderte la Sky Tower de 338 metros de altura, desde la que podrás ver el paisaje en 80km a la redonda. Una visión sobrecogedora. 
 
Pero no sólo eso: con sus galerías, museos, eventos culturales y restaurantes, Auckland tiene mucho que ofrecer a los viajeros curiosos.
 
En Sídney serás recibido por otro monumento mundialmente conocido: su Ópera. Y si eso no fuese suficiente, podrás decidirte a visitar el Real Jardín Botánico o The Rocks, el barrio más antiguo de la ciudad.
 
Por su parte, Melbourne te sorprenderá con sus reminiscencias europeas plasmadas en la arquitectura victoriana, sus parques y sus bulevares arbolados. Merece la pena también conocer el Mercado Queen Victoria, meta obligada para los apasionados del turismo urbano.
 
Y cuando llegues a Fremantle, su inesperada atmósfera te dará la oportunidad de visitar la ciudad de un modo relajado, descubriendo sus mercados y sus cafeterías, bares y restaurantes en su “Cappuccino Strip”. Si te decides a visitar la zona de South Terrace, podrás pasear mientras descubres las boutiques de moda.
 
Descubre más sobre el crucero de la vuelta al mundo haciendo click aquí.