Descubre las instalaciones privadas de MSC Yacht Club con
Robbie Sheriffs, director de MSC Yacht Club a bordo de MSC Virtuosa

octubre 2022

 

MSC Yacht Club es un paraíso de privacidad y exclusividad, donde nuestros pasajeros más exigentes pueden disfrutar de privilegios y servicios de primera clase. Para nosotros, la privacidad es uno de los componentes clave para lograr una experiencia perfecta y exclusiva en un crucero. Por eso, los pasajeros de MSC Yacht Club tienen acceso a elegantes espacios únicos, como The One Pool y el Top Sail Lounge.

Hoy vamos a descubrir detalles que no conocíamos de estas áreas tan especiales con Robbie Sheriffs, director de MSC Yacht Club a bordo de MSC Virtuosa.

 

En primer lugar, háblanos un poco de ti. ¿Cómo empezó tu carrera y en qué consiste el trabajo de director de MSC Yacht Club?

«Empecé trabajando en el ámbito de operaciones de alimentos y bebidas; he tenido puestos diferentes en empresas de todo Reino Unido. Comencé a gestionar restaurantes de gama alta en tierra y fui ampliando mis competencias a muchos servicios más en instalaciones. Hice varios cruceros como viajero y me di cuenta de que quería contribuir al tipo de servicio que se ofrece en los barcos. Mi vida a bordo comenzó con otra compañía de cruceros, pero pasé a formar parte de MSC en agosto de 2022. Había navegado con ellos como pasajero y me encantaba el producto que ofrecían en MSC Yacht Club. Así que me entrevisté con el director del hotel, conversamos y, seis semanas más tarde, estaba embarcando con mi primer contrato con MSC Cruceros como director de MSC Yacht Club. Mi labor es cuidar cada detalle de la experiencia del pasajero en MSC Yacht Club: desde que llega y se registra en el mostrador hasta que desembarca al final de sus vacaciones».

 

Según tu experiencia, ¿cuál es la característica o el servicio que más sorprende a los pasajeros cuando viven la experiencia de MSC Yacht Club por primera vez?

«A menudo se sorprenden con la bienvenida que reciben al llegar. Especialmente cuando, unos minutos después, un mayordomo los acompaña al MSC Yacht Club. Nuestros mayordomos se esfuerzan para que los pasajeros se sientan un poquito más especiales y les encanta estar a su disposición para lo que necesiten. Es un placer ver cómo los pasajeros se relajan nada más embarcar. Puedo ver la felicidad reflejada en sus caras, esta es una de las razones por las que mi trabajo es tan gratificante».

 

Entre las múltiples características que hacen que un crucero dentro de MSC Yacht Club sea una experiencia exclusiva y única, la posibilidad de disfrutar de espacios donde la atención se cuida al detalle desempeña un papel fundamental. ¿Cómo describirías el ambiente de los espacios de MSC Yacht Club?

«En todas las zonas reina la calma. Entras en MSC Yacht Club y, a medida que las puertas se van cerrando silenciosamente a tus espaldas, te envuelve la paz y te sientes como en casa. Cuando accedes al Top Sail Lounge, uno de los mayordomos de este salón te recibe y te acompaña hasta tu mesa. Al final del día, ya se ha aprendido qué bebes, cuáles son tus aperitivos preferidos e, incluso, tu nombre. En The One Pool suena música tranquila de fondo, las tumbonas son maravillosamente cómodas y, en cuestión de minutos, un mayordomo se acercará con tu cóctel favorito. Si hace calor, te daremos una toalla refrescante y, cuando estés disfrutando de la tarde junto a la piscina, te llevaremos a la tumbona una bola de helado italiano u otra delicia similar».

 

No hay nada como disfrutar de una bebida en un lugar tranquilo y con clase. ¿Qué nos recomiendas de la amplia selección de bebidas disponibles en el Top Sail Lounge?

«¡Mi favorito es el clásico "gin-tonic" con una rodaja de lima fresca!».

 

Relajarse en la piscina es todo un placer para los pasajeros, sobre todo si puedes tomar el sol mientras disfrutas de una copa en tu piscina privada. ¿Cuál es el mejor momento para disfrutar de The One Pool y cuál es el mayor atractivo de esta zona exclusiva?

«El mejor momento es cualquier día que estemos en puerto, ya que muchos pasajeros desembarcan para pasar un buen rato en tierra y se queda más despejada. También puedes disfrutar de ella por la tarde-noche si te sientas fuera, en un sofá a la luz de las velas, y contemplas las estrellas mientras saboreas tu bebida favorita tras la cena».

 

Cuéntanos un secreto: ¿hay alguna «zona especial» que tal vez los pasajeros no conozcan?

«En MSC Virtuosa contamos con tres camas balinesas junto a la piscina. Dos están siempre reservadas para las Royal Suites; la otra puede reservarse en la zona de recepción, aunque suele estar libre. ¡Es una experiencia increíble en los días más calurosos o en los que estamos surcando el mar!».